Please update your Flash Player to view content.
Historia de la Radio

Historia

 

 

Hablando de radio, es inevitable recordar que su pionero en Gramado fue Antonio Gonçalves da Silva.

Soy su hijo y, por causa de ese afable motivo, me concedo la honrada y agradable tarea de contribuir

para el justo enaltecimiento de su memoria.

 

La voz de Gramado

 

 

 

imagem-4Antes de colocar al aire la radio que él insertaría definitivamente en la historia gramadiense, mi padre exploraba un servicio de alto-parlantes en el centro de la ciudad, juntamente con Garibaldi Ferreira dos Santos y Parmenio Paiva Hijo, legendario ex marino conocido con el apodo de Toco. Ponían en el aire música, publicidad y servicios de utilidad pública, se llamaba “La voz Gramado”, también llamada cariñosamente “La voz del Poste”. El estudio estaba ubicado en la mitad de la calle Pedro Benetti, lado sur de la iglesia de San Pedro, siendo parte de la oficina de reparación de radios de la cual Parmenio se sustentaba. El servicio disponía de alto-parlantes dispuestos en varios postes de la Avenida Borges y Plaza Mayor Nicoletti funcionaba diariamente de 10 a 12 hs. y de 14 a 17 hs.


Ubicándonos en el tiempo nos referimos a  fines de los años 50, comienzo de los 60.El servicio fue sobresaliente en su época pues, más allá de la programación regular, tenía un concurrido programa de auditorio  infantil  que incluía concursos de novatos, competiciones de grupos, cuadros teatrales e iniciativas diversas de las escuelas existentes. Su presentador era el gramadiense Romeo Ernesto Riegel, entonces locutor de la Radio Club de Canela. Esas audiciones, cuyo productor naturalmente era Antonio Gonçalves, tanto lo entusiasmaban que a veces, abandonaba los bastidores de la Sociedad y se acomodaba en un banco de la plaza Mayor Nicoletti para escuchar, por algún tiempo, la obra a la que tanta aprensión y cuidados  le dedicó  durante la semana.


La Voz de Gramado, se consolidó junto a la comunidad porque no exageraba el volumen ni se emitía en horarios impropios, procedimientos que eran regulares y permanentemente monitoreados. La credibilidad resultante abrió las puertas para la benigna aventura de la primera radio que tubo Gramado.

Radio Floresta


imagem-8

La historia del municipio registra que la primera emisora de radio de Gramado se llamaba Radio Floresta,  que su idealizador fue mi padre y Rineu Benetti, y que su inicio fue en el barrio de Floresta, originando su nombre.

 

La emisora tenía la peculiar característica de ser ilegal e no clandestina, aunque funcionase con las mismas normas generales de cualquier otra emisora legal de la época.

 

Antonio tenia buen conocimiento de locución y programación radiofónicas, en cuanto Rineu dominaba bien las técnicas de transmisión.

 

Cuando decidieron la creación de una estación de radio, mi padre y Rineu no pensaban en obtener retribución monetaria por esa iniciativa, sino expresar su amor al oficio y servir a la comunidad gramadiense. Tal vez hubiese, en el fondo, un poco de espíritu aventurero ya que, en aquellos años, las estaciones de radio eran rarezas valorizadas especialmente por las poblaciones. En ese tiempo había, en la región existían apenas una emisora en Canela, otra en Taquara y dos en Caxias del Sur.

imagem-13

La estación de radio pasó a funcionar en carácter experimental por unos 30 días con un transmisor de solamente 30 watts, en 1.962. Pasaba música y las chamadas habituales de un órgano de prensa en instalación, teniendo montado el estudio en el antiguo hotel Fisch, donde hoy funcionan el Centro de Informaciones y el baño público. La programación se basaba en la radio Guaiba y consistía de música, un máximo de siete textos, la hora y música nuevamente. Así comenzó a funcionar regularmente y  tuvo que cambiar la programación, pues comenzaron a aparecer anunciantes y se precisaban comprar discos, mejores equipamientos, instalaciones de operación, etc. En cuanto a ese período, mi padre siempre me recordaba, con mucha emoción, que el pueblo de Gramado era muy unido, lo que, más allá, hoy es una notoria cualidad de nuestra comunidad. Por causa de eso, lo que parecía una diversión pasó a ser una actividad seria y comprometida con el gran apoyo recibido. A propósito, siempre fue muy cuidadoso con el respeto, recomendando que “tenemos que cuidarnos mucho cuando hablamos, ya que estamos entrando en la casa de los gramadienses sin permiso”, eso fue asimilado rápidamente por todos sus locutores y operadores de sonido.

imagem-1
La emisora también tenía programas de auditorio, primero presentado en anexo de los estudios del Hotel Fisch. El programa que atraía mayor número de participantes, y probablemente también de oyentes, era de naturaleza gauchesca, presentado por Lucio Petersen. Cuando las instalaciones se tornaron pequeñas para tantos asistentes, el programa fue trasladado al salón del CTG Manotazo y transmitido directamente desde allí.

 

Por el mismo motivo otros programas de auditorio también  fueron trasladados y transmitidos desde allí. Ya que las transmisiones en escenario `para la  asistencia libre del  público eran comunes en esa época, fue concebido el programa “Expreso de la Alegría”, transmitido todos los sábados a la tarde directamente desde el salón de fiestas de la Iglesia Evangélica. La transmisión era conducida por Romeo Ernesto Riegel, entonces locutor profesional en Puerto Alegre y estudiante universitario en la misma ciudad, la locución comercial estaba a cargo de Cícero Soares, sargento comandante local del Destacamento de la Brigada Militar y ex-locutor de las radios Imembuí de Santa María y Farroupilha de Puerto Alegre. Mi padre producía y dirigía el programa con seriedad y profesionalismo, nunca faltaba con la remuneración debida a cada miembro de su equipo ni faltó a las obligaciones con quien quiera fuesen.

 

imagem-3Había gran participación en vivo de personas en radio teatro, radio novelas, entrevistas, debates en forma de mesa redonda sobre diversos temas. Eran curiosos los programas con música en vivo, interpretadas por personas que se convirtieron en atracción justamente por no ser profesionales, pero sí conocidas por todos los habitantes de la ciudad. Esa oportunidad sirvió para proyectar al dúo de cantores Sertaozinho, que ejecutaba la guitarra, y Zé del Sur, considerado por muchos el mayor acordeonista gramadiense de todos los tiempos. Llegaron a grabar discos de suceso por la excelencia de sus interpretaciones, hazaña importante en aquella época.

imagem-11
En los servicios de utilidad pública, la radio informaba a los habitantes del interior sobre el retiro de sus cartas en los correos, se había algún familiar hospitalizado que precisase de alguna cosa, sobre el alistamiento militar, campañas de vacunación. Como servicio pago, transmitía música como homenaje de cumpleaños y aniversarios, comunicados fúnebres, oportunidades de negocios, en fin, todo lo que se pueda imaginar como instrumento de comunicación pública en un período histórico en que el teléfono  solo existía en la casa de alguna familia especial. Sin estructura para producir grabaciones, todo era realizado en vivo y en horario previamente acordado con el solicitante, de manera que el destinatario sabía el momento en que se  iba a transmitir la información esperada.


A lo largo de los dos años en que se mantuvo en el aire (1.962-1.964), la radio fue responsable de muchas proezas inolvidables. Según mi padre, entre ellas fue transmitir un partido de fútbol del Centro Esportivo Gramadiense directamente de Buen Jesús. La transmisión de este juego fue motivada por la provocación de algunos amigos durante una rueda de cafecito en el Café Cacique, punto de encuentro para las charlas de  los hombres locales sobre todos los temas imaginables. Ignorando la provocación la “radio de Antonio” tenía que conformarse con la calificación de radiecita. 

 

imagem-9Eso movilizó las energías de mi padre que, convenció a Rineu para juntar sus conocimientos técnicos a algunos vueltos e ir a Puerto Alegre a comprar los equipamientos necesarios para que la emisora pudiera alcanzar la potencia de 500 watts. Rineu Benetti en otra reunión en el mismo local hizo su propio desafío: “Ustedes me dan una cuota de patrocinio que yo voy a transmitir el partido”. El patrocinio fue conseguido y la transmisión realizadas sin la utilización de teléfono, solamente con la propagación de las ondas sonoras. El sonido no era perfecto mas aquello fue una hazaña que sorprendió a mucha gente, pues no eran común las transmisiones de esa naturaleza.


Entre colaboradores y funcionarios recuerdo algunos, disculpándome con los que omito, mas quien tuviese otros nombres está invitado para auxiliarme a anular esta laguna: João Romeu Dutra, Laerte Dutra, Vasco Orlandi , Paulo Pante, Irio Bezzi, Dr. Marino Cury, Romeo Ernesto Riegel, Reinaldo Baqui, João Carlos de Oliveira, Quirino Candiago, Ilso P. Tomazelli, Silvia Zorzanello, Vera Bisol, Garibaldi Ferreira dos Santos, Lauro Kühn, Nara Fisch, Irani Cardoso, Marcílio Andrade Cardoso, Walter Bertolucci, Lindolfo Ruschel , Ivan Rosa Barbosa, Jair Teixeira, Joecy Lied Zatti, Inge Fisch, Lucio P. Petersen y otros, en programas específicos.


imagem-10Regístrese  que Radio Floresta solo cerró en 1.962, no por falta de equipamiento, por no ceder espacio gratuito para propaganda electoral.


Aun así, nunca dejó de informar lo que acontecía en términos de política partidaria. Es claro que no se podía poner a  la radio a disposición  de la Justicia Electoral porque la emisora no era legal. A pesar de eso era solicitada para divulgar noticias de interés de la propia Justicia Electoral, Policía, Brigada Militar, Puesto de Salud e inclusive del Departamento de Coreos y Telégrafos.


Un adversario político de mi padre, que era militante del PTB (Partido de Trabajadores Brasileros) y brizolista, se quejó al promotor de Canela, argumentando que la emisora privilegiaba al PTB, lo que era una gran mentira pues el espacio era disponible  para todos por igual. Hubo intervención y por una semana la radio permaneció cerrada. Mi padre abrió la radio entendiendo que solo el DCT (Departamento de Correos y Telégrafos) tenía autoridad competente para cerrarla. Posteriormente, otra moción formal quitó a Radio Floresta del aire, lo que llevó a un proceso judicial contra su propietario. En la investigación é anexó cartas de agradecimiento que tenia recibidas por los servicios prestados, inclusive al DCT, más allá de otros órganos municipales, estatales y federales. El juez a cargo entendió que el juicio se basaba en la clandestinidad de la radio, mas ella no era clandestina, si ilegal, la misma tenia domicilio y conocido por todos. Mi padre fue absuelto y Radio Floresta tuvo que cerrar así,  su tiempo de convivencia con la población gramadiense.

 

Ésta es la historia de la primer radio que entró en el aire en Gramado. Ella mostró  pujanza y amor  por la radio, por parte de un misionero gramadiense, ejemplo de un maravilloso ímpetu en busca de sus verdades.


Por razones que mi padre comprendería, al final del presente relato me tomo la libertad de enviarle un mensaje por espacios diferentes a los recorridos por las ondas de la inolvidable Radio Floresta: “En el rastro de tu ausencia permanecerán ejemplos, de generosidad y perseverancia, los cuales madurarán, con serenidad, el afecto que siempre nos unió”.




De tu amigo,


marco-antero


Realización

 

La realización de este trabajo de rescate de la historia de la radio en Gramado, tiene como principal realizador a Marco Antero Gonçalves da Silva (hijo de Antonio Gonçalves da Silva, idealizador de radio Floresta en 1.962).

 

marco

Marco Antero


Los servicios de utilidad publica, la Radio Floresta informó a los residentes del interior de la retirada de sus cartas en el correo, si hay alguna familia en el hospital que necesitaba algo, en el reclutamiento, campañas de vacunación. En materia de remuneración, de difusión homenajes musicales a cumpleaños, funeral informó, las oportunidades de negocio, de hecho, todo lo que pueda imaginar como un instrumento de comunicación pública en un período histórico en el que sólo había teléfono en casa de unos familiares especiales. No hay estructura para la producción de los registros, todo se hacía en vivo y el calendario acordado con el solicitante, para que el destinatario sabía que en ese momento sería obtener la información requerida.
 

Ouça no seu dispositivo móvel